Cal Water obtiene subvenciones para investigación y tratamiento de cromo 6 en Willows

En julio, el estado de California estableció el primer límite del país en el nivel máximo de cromo 6 permitido en el agua potable, correspondiente a 0.010 partes por millón. Dado que tal regulación ya entró en vigencia, Cal Water ha buscado opciones activamente para reducir el impacto esperado en las tarifas de los clientes al cumplir con este nuevo estándar.

Hoy, Cal Water anunció que obtuvo dos subvenciones del estado de California, y se espera que ellas reduzcan significativamente los costos para los clientes debido a la implementación del tratamiento de cromo 6 en su distrito de Willows, uno de los dos distritos de la compañía que verá todo su sistema de agua afectado por la nueva regulación.

Una subvención de $5 millones otorgada por el Departamento de Recursos de Agua mediante la Propuesta 50 ayudará a financiar una demostración a gran escala de la técnica de tratamiento, un método que el equipo de investigación de Cal Water identificó como el más rentable. Esta tecnología de tratamiento usa una resina de intercambio aniónico de base fuerte para eliminar el cromo 6 del agua. Además, esta tecnología minimiza la cantidad de residuos generados por el proceso de tratamiento, mediante el reciclaje de una porción de la salmuera del flujo de regeneración.

Junto a sus asociados en la investigación, Corona Environmental Consulting e Ionex SG, Cal Water probará el fraccionamiento de la salmuera, que corresponde al proceso de dividir la salmuera utilizada en diferentes componentes para que cada parte se pueda utilizar de manera separada.

Cal Water y Water Quality & Treatment Solutions, Inc. (WQTS) recibieron una segunda subvención de $175,000 de la Fundación de Investigación del Agua para una investigación adicional que ayude a reducir aún más la salmuera y los residuos producidos por el tratamiento del cromo 6. Cal Water trabaja junto a WQTS para maximizar la eficiencia del proceso de tratamiento mediante la reutilización de la salmuera.

En otra iniciativa, Cal Water investigó las tasas de carga hidráulica, lo que le ha permitido identificar la resina de mejor rendimiento para reducir tanto los costos generales como el tamaño de la planta de tratamiento necesaria. Se espera que la investigación de vanguardia de Cal Water permita que los clientes de Willows ahorren alrededor de $380,000 en costos de infraestructura y $23,000 anuales en costos de operaciones y mantenimiento.

En Dixon, otro sistema de Cal Water afectado por el nuevo estándar, la investigación sobre carga hidráulica ahorrará unos $290,000 en costos de infraestructura y $27,000 anuales en costos de operación y mantenimiento.

Cal Water continuará postulando a financiamiento a través de subvenciones para minimizar costos en Dixon y en el distrito Salinas de la compañía, el cual cuenta con dos sistemas de agua -Las Lomas y Oak Hills- afectados por la nueva regulación.

"Nos satisface que el Departamento de Recursos de Agua y la Fundación de Investigación del Agua nos hayan otorgado estas subvenciones para ayudar con la investigación y eliminación del cromo 6 del suministro hídrico de Willows", señaló Martin A. Kropelnicki, presidente y director ejecutivo. "Este proyecto no solo provee agua que cumple con el estándar de cromo 6 y minimiza los costos para los clientes, sino que también ofrece una valiosa información para otras empresas de servicios públicos de California que enfrentan este desafío".

"Estamos comprometidos a ofrecerle a nuestros clientes un suministro confiable de agua de primer nivel que cumpla con los estándares de calidad del agua, pero también estamos conscientes de los costos que se requieren para cumplir con estas normas cada vez más estrictas", agregó Kropelnicki. "Seguiremos trabajando diligentemente para que las tarifas continúen siendo asequibles y continuaremos buscando opciones y apoyo que beneficien a nuestros clientes de Dixon y Salinas".